Los días avanzan y la Naturaleza luce su esplendor y colorido antes de languidecer definitivamente de cara al Invierno. El tiempo ofrece un semblante cambiante, Mañanitas de niebla, tardes de paseo, y de paseos sabe mucho el Otoño. La lluvia, el gris de los nubarrones que oculta el sol, quieren disuadirnos de disfrutar al aire libre. No te dejes convencer, Camporrobles te da argumentos e ideas para que disfrutes de un sol tibio y del aire fresco. Es tiempo de caminos rojos por las hojas caídas de las viñas, amarillos de chopos y álamos, de andar con ojo avizor tras hongos y setas. La final unirse con los tuyos al calor de la estufa con una copa de vino mientras esperamos un buen plato de cuchara que nos recargue las pilas.

En Camporrobles tienes todo lo que el Otoño es capaz de ofrecerte.